Así es la vida de la orangutana Sandra en el santuario de simios de FloridaSociedad 

Así es la vida de la orangutana Sandra en el santuario de simios de Florida

El pasado 26 de septiembre, tras 25 años de encierro en el Zoo de Buenos Aires, actual Ecoparque porteño, la orangutana Sandra fue trasladada a los Estados Unidos. Primero, pasó 39 días en el zoológico de Kansas, donde cumplió con todos los requisitos veterinarios que obliga el protocolo y, en las últimas horas, ingresó al santuario Center for Great Apes (CGA), donde convivirá con animales de su especie.

“¡Bienvenida a casa, Sandra!”, escribieron desde el refugio y explicaron la situación de su nueva huésped: “Un juez en Argentina dictaminó que Sandra debía ser enviada a un santuario. Como CGA es el único acreditado para orangutanes en América del Norte, se nos pidió que la lleváramos”.

La orangutana Sandra tuvo que permanecer 40 días en el zoológico de Kansas para cumplir con los protocolos veterinarios antes de ser trasladada al santuario (Foto: Gentileza CGA)

Desde el santuario contaron que el proceso de encontrar un sitio de cuarentena para el animal y solicitar los permisos requeridos llevó años. Tras su viaje desde Buenos Aires a Dallas, a fines de septiembre, y, posteriormente, al zoológico del Sedgewick, en Kansas, la orangutana, de 33 años, llegó a su destino final.

“Es una hermosa orangutana, y estamos muy felices de tenerla aquí con nuestros otros 21 residentes orangutanes. Esta es la primera vez en más de una década que Sandra tuvo la oportunidad de conocer a otros orangutanes, y se relacionará a su ritmo y cuando lo desee“, explicaron desde CGA.

Sandra nació el 14 de febrero de 1986 en el Zoologischer Garten, de Rostock, en Alemania. Ella y un joven macho llamado Max fueron enviados a Buenos Aires en 1994. La orangutana vivió los primeros años con otros orangutanes, luego fue llevada al zoológico de Córdoba por un corto periodo y regresó al de Buenos Aires en 2008. Desde ese año y hasta septiembre de 2019, vivió sola hasta su mudanza a los Estados Unidos.

En este centro de Florida, Sandra tendrá la oportunidad de convivir con otros orangutanes y recibir atención veterinaria permanente.

El Center for Great Apes (CGA) de Florida le dio la bienvenida a la orangutana Sandra y contó que ya conoció a los otros huéspedes que van a acompañarla (Foto: Center for Great Apes)

Antes de lograr el traslado, y gracias a la presión de la Asociación de Oficiales y Abogados por los Derechos de los Animales (AFADA), la jueza Elena Liberatori le otorgó a la orangutana la personalidad jurídica, que le da el derecho a ser respetada como un ser sensible. El tribunal también dictaminó que no se le permitía permanecer en exhibición en el zoológico.

Como era un fallo de la Corte argentina, cuando Sandra dejó el país, perdió su estatus de persona jurídica. Pero en su nuevo hogar consideran que todos los grandes simios tienen derecho a ser respetados como seres sensibles, así que eso no fue un problema.

La orangutana Sandra nació en cautiverio en un zoológico de Alemania, pasó por el Zoo de Buenos Aires, el de Córdoba y, ahora, vivirá en un santuario para animales de su especie (Foto: Center for Great Apes)

El zoológico de Buenos Aires cerró sus puertas en 2016. Hoy, se lo está desmantelando y convirtiendo en un Ecoparque que abrirá en 2023, con instalaciones para la fauna nativa argentina. Mientras tanto, Sandra, una de sus más conocidas huéspedes, jamás volverá y terminará sus días en un espacio preparado para ella, bien cuidada y con otros orangutanes.

Articulos relacionados

Leave a Comment