Bariloche cerró el verano con alta ocupación y gastos moderadosPolítica 

Bariloche cerró el verano con alta ocupación y gastos moderados

El fin de semana largo de carnaval puso el broche de oro en el cierre de la temporada de verano en Bariloche, con un 80 por ciento de ocupación, aunque con un moderado nivel de gasto y un creciente consumo con tarjeta de crédito.

El carnaval popular fue un atractivo novedoso para los turistas. Desde el sábado pudieron disfrutar en cada tarde de las murgas y comparsas de la ciudad, en un espectáculo que se extendió hasta la medianoche en el Centro Cívico.

80%
El nivel de ocupación en hoteles de la ciudad. Muchos llegaron sin reserva previa, desde puntos emisarios de la región.

Este martes fue el cierre, con un desfile de cientos de personas con sus atuendos típicos por la calle Mitre.

El movimiento turístico estuvo alentado por ser el primer fin de semana largo del año, con dos días feriados, y el cierre del verano antes del inicio de clases. El Observatorio de Turismo de Río Negro estimó que entre Bariloche y El Bolsón llegaron unos 22.500 visitantes.

“Arrancamos el fin de semana con reservas del 74 por ciento y cerramos finalmente con un 80 por ciento de ocupación, principalmente de turismo nacional”, destacó Claudio Rocatagliata, presidente de la Asociación Empresaria Hotelera y Gastronómica de Bariloche.

El balance del turismo de carnaval fue “positivo”, según el empresario, aunque remarcó que el alojamiento informal en crecimiento es un problema para el sector por la competencia desleal que se genera.

Bariloche tiene unas 30.000 camas habilitadas en establecimientos de diversas categorías y “fuera del circuito hay más de 500 departamentos que no pagan impuestos y no generan empleo en regla”, apuntó Rocatagliata.

El Observatorio de Turismo estimó que en la ciudad los turistas tienen un gasto diario de 2.340 pesos por persona, el doble que en Las Grutas, y un promedio de estadía de 4 días.

Desde el empresariado señalan que se observó este verano un público más gasolero por el contexto económico del país y que al igual que en otros destinos de la región, el consumo con tarjetas de crédito también creció, como un modo de diferir el costo de las vacaciones.


Articulos relacionados