el-peronismo-impulsa-que-el-acto-del-17-de-octubre-se-haga-en-el-interiorEconomía 

El peronismo impulsa que el acto del 17 de octubre se haga en el interior

Alberto Fernández se lo dijo a la CGT en la noche de este lunes. El lugar elegido, Tucumán.

27/09/2022 21:08

Actualizado al 27/09/2022 21:22

El Gobierno avanza en la diagramación del acto de celebración peronista del próximo 17 de octubre y fuentes oficiales aseguraron a este diario que el evento tendrá lugar en Tucumán, los pagos del jefe de Gabinete, Juan Manzur, que en su momento estuvo en el centro de las especulaciones y con el rediseño del gabinete pudo afianzarse en su cargo.

Según trascendió, la posibilidad de organizar el acto en esa provincia terminó de ganar terreno este lunes, con la conversación que Alberto Fernández y parte de su entorno tuvo en Olivos junto a parte de la cúpula de la CGT.

En esa cena, de la que participaron Héctor Daer y Carlos Acuña pero no fue invitado Pablo Moyano, el Presidente les confirmó a los sindicalistas que la Casa Rosada tiene intenciones de movilizar hacia Tucumán al peronismo para la celebración que tomó una trascendencia mayor en las últimas semanas con el pedido de cárcel para Cristina Kirchner por parte del fiscal Diego Luciani en el marco del juicio por Vialidad. Desde ese momento, la figura de la ex Presidenta tomó una centralidad mucho mayor a la que tenía.

Sin embargo, la conmemoración de una fecha bien simbólica para el Justicialismo podría volver a enfrentar a la Casa Rosada con el kirchnerismo. Es que, según confiaron en fuentes oficiales, hasta ahora no trascendió la invitación para la Vicepresidenta, enfrascada exclusivamente en su defensa en dicho juicio y en la investigación judicial por el intento de asesinato del pasado jueves 1° de este mes en manos de Fernando Sabag Montiel, que gatilló sin éxito en la frente de la ex mandataria en la puerta del departamento de Juncal y Uruguay.

Según las fuentes, la no invitación a la ex Presidenta habría enojado a Máximo Kirchner, que se mantiene en silencio desde ese ataque, furioso con parte del Gobierno, en especial con el ministro de Seguridad, Aníbal Fernández: el jefe de La Cámpora está convencido de que la Policía Federal cometió una serie de irregularidades de las que tiene serias sospechas.

Desde que Luciani pidió 12 años de cárcel y la inhabilitación perpetua para la Vicepresidenta, el PJ se declaró “en estado de alerta y movilización permanente” y empezó a gestarse en el seno del kirchnerismo la posibilidad de organizar un gran acto para el próximo 17 de octubre con Cristina Kirchner como la principal figura. Se especuló, incluso, con que sería la única oradora, una información que echaron a rodar desde su entorno.

La semana pasada, por caso, desde la CGT surgió la versión de que el kirchnerismo había deslizado la opción de organizar el evento en un estadio de fútbol. Nadie lo confirmó hasta ahora.

Lo cierto es que la preparación del acto del 17 de octubre podría abrir una nueva interna en la cúspide del Frente de Todos, que en las últimas horas volvió a entrar en su fase de grieta después de que todos se aglutinaran detrás de la figura de Cristina Kirchner tras el intento de asesinato.

Hace dos semanas, de eso se habló, por ejemplo, en el quincho de la casa del diputado Eduardo Valdés, la noche en la que Manzur fue a Diputados a dar el informe de la gestión. En esa cena, el Presidente dijo ante una docena de dirigentes que él había hecho todo lo que estuvo a su alcance para mantener la unidad.

La celebración del 17 de octubre volverá a poner a prueba la interna del Frente de Todos. 

Articulos relacionados